Prietto Viaja al Cosmos con Mariano – Verano Fatal

octubre 4, 2007

Prietto Viaja al Cosmos con Mariano – Verano Fatal (bajar)

Bueno, a ver si revivimos esto. No es la mejor de las vueltas, ya que lo que sigue fue publicado casi idéntico acá, pero necesito un empujón, así que ahí va.

El elegido para el retorno es uno de los hits del verano, que si bien vio la luz hace aproximadamente un mes, es decir, en invierno, definitivamente habla del verano (o de algo que sucedió durante un verano, mejor dicho), y por lo tanto es el hit del verano, no en el sentido de “canción que suena mucho entre enero y marzo”, sino en el de “canción que habla sobre el verano, tiene clima veraniego, dura tres minutos y pico, le gusta a todo el mundo y es increíblemente pegadiza.”

El tema en cuestión se llama “Verano Fatal” y está incluido en el reciente disco de Prietto Viaja Al Cosmos Con Mariano, editado por Discos LAPTRA. Y como suele suceder con las canciones de los artistas de LAPTRA, cuenta una historia de adolescentes en vacaciones. Ya lo dijo Franco Ruiz en su reseña del disco: las letras de Prietto, cuando se le entiende mínimamente lo que dice, son crónicas generacionales.

“Verano Fatal” empieza bastante abajo, con la voz de recién levantado de Prietto queriendo arrancar y recitando:”Los días duraban años entre tus ojos y el mar / Las noches duraban siglos entre tus gritos y el bar”, dos frases que lo trasladan a uno inmediatamente a una ciudad costera de poca concurrencia, no Mar del Plata ni Pinamar, porque ahí entre los ojos de la chica y el mar habría un millón de personas amontonadas bajo las sombrillas, sino alguna más al sur, Comodoro Rivadavia o esas de por ahí, de donde incluso creo que Prietto y/o Mariano son oriundos o al menos suelen ir de paseo. O capaz que no, pero no viene al caso. Luego sigue: “Fue un verano fatal, con las resacas y borracheras, en medio de esa guerra que era vivir así”, nuevamente dividiendo su día en dos, resaca por las mañanas en la playa con su chica, borracheras por las noches en el bar, también con su chica. Me hace acordar mucho al tema “Niña de Tilcara” del último disco de Intoxicados, ese en el que el Pity contaba cómo se había enamorado de una niña en ese pintoresco pueblo norteño. Acá es más o menos lo mismo, a tal punto que es muy normal que alguien escuche el tema por primera vez y diga “No sabía que había un disco nuevo del Pity”. Sí, Prietto se parece mucho al Pity, hasta tienen nombres parecidos (Prietto y Pity), pero por suerte se parece a la parte buena del Pity, es decir, se parece al Pity cuando se parece a Calamaro. Y en este tema en particular también comparten esa personalidad medio destroy, toda la noche de gira, las mañanas con resaca, sin dormir y viviendo en medio de una guerra.

Sigamos. “Yo me enamoré de vos y otro día se fue / pareciera que fueran muchos más / en medio de todo este caos / del mar, del bar, de tu mirada”. Otra vez la idea de que todo es un bardo, ahora directamente no tiene noción del tiempo. Está bien que en vacaciones no hay horarios, pero acá Prietto perdió el control. Suerte que sobrevivió para componer semejante canción al respecto. Me encanta esa última parte que dice “del mar, del bar, de tu mirada”, sobre todo porque después lo remata con un “Son cosas que guardo en la almohada antes de dormir / Recuerdos para un día en que no quiera estar vivo”. Notar la rima entre “mirada” y “almohada” que le da una vuelta de tuerca a la estrofa, que parecía que se moría y sin embargo sorprende y se estira un poco más. Muy en el estilo de Santi Rial (Perdedores Pop, DChampions) o, de nuevo, de Calamaro y sus juegos de palabras.

Y después no dice más nada, o mejor dicho no dice nada nuevo, sino que vuelve a repetir todo eso otra vez, subiendo la velocidad gradualmente. Es perfecto, a medida que pasa el tiempo el tema se va acelerando, de la misma manera que el joven Prietto se iba acelerando a medida que pasaba el día. Además, en la segunda vuelta aparece un teclado espectral y unas voces fantasmales de fondo, voces de mujer, obvio, que no pueden ser otra cosa que cantos de sirena intentando seducir a Prietto para que vuelva. Imagino que ganas no le faltan.

En los últimos segundos, para rematar, el ritmo vuelve a bajar abruptamente. Es la resaca, y la única forma de sobreponerse a ella es apretando play e iniciando el ciclo una vez más. Y así podemos estar abotonados un par de días. Que duran años. Etcétera.

———-

Planes para el futuro más o menos inmediato: los tucumanos de Michael Stuar (revelación del siglo), Aldo Benitez.


Hacia Dos Veranos – La Última Tarde del Apicultor

abril 29, 2007

Hacia Dos Veranos – La Última Tarde del Apicultor (bajar)

En los últimos años se fue perdiendo eso de la banda que graba un simple o un EP y empieza a hacerse conocida y a generar expectativa de a poco. Ahora que grabar un disco es mucho más fácil, las bandas directamente salen a la cancha con un CD-R de 23 temas en 50 minutos que no escucha nadie, o casi nadie, y cuando se separan después de dos años tienen 25 seguidores y 3 discos que se consiguen escribiendo a una casilla de mail que lo único que recibe es SPAM y más SPAM. Por supuesto, eso no está mal ni mucho menos, pero ese es otro tema.

El tema ahora es que Hacia Dos Veranos se fue al otro extremo. Grabaron 3 temas, los editaron en CD-R, en Internet, en cuanto compilado indie se les cruzó por el camino, y generaron expectativa, sí, pero hace dos años que no aparece un tema nuvo. Se les fue la mano. La Tarde Del Apicultor viene a poner fin a ese letargo. Editada en el compilado italiano Let It Bee, es el último adelanto de su primer LP, que debería estar viendo la luz en algún momento del próximo bimestre.

Comparada con cualqueira de las 3 del EP, La Tarde del Apicultor es más acelerada, más repetitiva, por momentos más kraut, pero también menos onírica y soñadora, aunque sin dejar de ser un tema de hacia Dos Veranos, que es onírico y soñador por definición. Es el reloj despertador sonando en vano durante 5 minutos, cada vez más fuerte y más rápido, sin lograr su cometido. Tiene los punteos de guitarra con eco al frente y los climas de fondo, pero esta vez tiene más fuerza, como si de a poco quisieran salir del sueño, levantarse de la cama y enfrentar el día que tienen por delante.


Diosque – Federico García Calor

marzo 30, 2007

Diosque – Federico García Calor (bajar)

Lo que me encanta el disco de Diosque es que es muy amable, cortito y al pie (17 temas en media hora) y que tiene ese sonido mitád electrónico mitad guitarrero que es como la mezcla entre el campo y la ciudad, entre la naturaleza y la tecnología. Por eso funciona tan bien en los días de lluvia, o recién levantado, o al atardecer, porque son esos momentos en los que la naturaleza se hace presente y nos recuerda que, a pesar de que vivamos en una ciudad llena de fierros y pavimento, alguna vez el planeta fue virgen. No lo probé aun, pero asumo que también debe funcionar de maravilla en la ruta, en esos pasajes en los que el verde y el gris se juntan y conviven en armonía, demostrando que eso era posible, que no hacía falta cagarla como la cagamos llenando todo de rascacielos, shoppings y multi-cines que te venden pochoclo y te lo cobran como si en lugar de un cereal fuera un diamante. En fin, estoy desvariando.

Estoy desvariando, sí, pero en parte es culpa de Diosque, que desvaría todo el tiempo, que habla de cosas que no parecen tener ningún sentido ni ninguna relación con nada, en un momento pide que lo abracen y a los 10 segundos está diciendo que va a llenar su panza con leche chocolatada, todo de un tirón, sin filtro, tal y como fueron escritos estos párrafos.

Me quedo con Federico García Calor porque me gustan más los temas en los que Diosque canta que los instrumentales. Tiene esa voz parsimoniosa, como si recién se hubiera levantado de la siesta, tiene el ruido de fondo y la guitarra al frente característicos de todo el disco, pero por sobre todas las cosas me quedo con este tema y no con otro porque sobre el final Diosque se confiesa bebedor de tónica con gin, definitivamente la bebida de la temporada.

Por último, me disculpo por el ritmo de actualización de Fuerte Y Claro, que está lejos de ser el que me gustaría, y aprovecho para anunciar que en el corto plazo habrá novedades, con al menos una sección nueva que me parece va a resultar muy interesante.


Fantasmagoria – Alicia

marzo 18, 2007

Fantasmagoria – Alicia (bajar)

Hay dos cosas que me gustan mucho de la manera de componer de Gori: la forma en que le cambia la acentuación a las palabras para hacerlas encajar (“algunas mañanás / van a ser más / faciles que otrás“, en la Laguna, por ejemplo) y la separación en sílabas de muchos estribillos (el clásico “mi-ra-pa-ra-fue-ra-y-ve / ses-ca-pa-el-ve-ra-nó” de Mirá para afuera). Seguramente esos sean los principales motivos por los cuales sus canciones se vuelven tan pegadizas y fáciles de memorizar, ideales para cantar a pesar de que inclyen frases larguísimas que no se repiten ni una sola vez. Eso y el uso de un lenguaje habitual, como si en lugar de cantar, Gori estuviera contando una anécdota.

Alicia es parte de Abracadabra, un EP de Fantasmagoria que debería estar saliendo en breve por Maldita Sea y empieza diciendo “Aliciá vivé en su mundo”. De movida, las dos primeras palabras ya están mal acentuadas. Y luego el estribillo: “pe-ró-ja-más-a-bre-su-puer-ta”. Suficiente para mi, tiene lo que más me gusta de Gori, esta vez en un contexto diferente al habitual, con algún teclado y efectos especiales de fondo que lo hacen un tema agradable, apacible, relajado, pero igual de cantable que el resto de su discografía.


El Festival De Los Viajes – Éxodo

marzo 12, 2007

El Festival De Los Viajes – Éxodo (bajar)

En la tapa del disco de El Festival De Los Viajes hay un cowboy montado a caballo en medio de un desierto de cactus bajo un cielo multicolor repleto de estrellas, y ese es el tipo de imagen que quieren que uno se haga mientras lo escucha. Buscan los cuelgues lisérgicos con mambos espirituales de un cacique piel roja que fuma vaya uno a saber qué cosa en su pipa de la paz, y a mi me parece que están buscando demasiado. Todo me suena impostado, forzado y pretensioso, con esa voz grave que canta sobre la naturaleza como si fuera la de un chamán, mientras la batería hace todo lo posible para parecerse a un bombo leguero tocado por un gordo de poncho y una pluma en la cabeza, los coros que dicen “Ooooh” o “Aaah-aaah-aaahh” para darle misticismo, pará negro, pará un poco que me empalago, me vas a matar.

El último tema, Éxodo, sin embargo, me encanta. Empieza con esa misma voz grave recitando frases imposibles:

Las majestades abundan en el mar de los desiertos
Bellezas sobrecogedores que enceguecen al ingenuo
Te entregue mi alma y ahora espero
Y el gran mago cósmico que obsreva
Observa y llora sin ser visto
Cosidos los ojos al cinturón del Minotauro

Y así podría seguir transcribiendo toda la canción, pero creo que queda claro, “Cocidos los ojos al cinturón del Minotauro”, dejame de joder, parece un chiste. ¿Qué hace que Éxodo me guste y el resto me empalague, entonces? Que acá es todo mucho más simple, no hay batería, hay una guitarra acústica de fondo y una linea muy agradable que se repite todo el tiempo, tiene una cadencia lenta muy adecuada, da la sensación de que un viejo de barba blanca te está contando un cuento y no que un adulto de Buenos Aires se puso en pedo y empezó a hablar como si fuera Nube Negra. O quizás sí suene de esa forma, pero está despojado de todo lo demás, del bombo, los coros, los típicos punteos-de-guitarra-lisérgicos, entonces lo puedo tragar tranquilo y hasta me gusta, pero todo junto era imposble, no se lo traga ni una boa en el medio del desierto y eso que esos bichos se comen cualquier cosa.


¿El Atún? – Tres de punta

marzo 2, 2007

¿El Atún? – Tres de punta (bajar)

Este posteo no estaba ni remotamente planeado, de hecho hoy mismo había subido el top3 de comebacks en los blogs como para que hubiera un poco de movimiento hasta el próximo tema que viene en camino, pero resulta que Marcos (aka El Atún, aunque no se si el seudónimo sigue vigente) hizo una cortina para “Tres de punta“, el programa de deportes que estaremos haciendo con Naza los Lunes a las 19hs por unaRadio y es buenísimo. La letra es la siguiente:

Hartos de Alonso,
del Beto y del español
Hartos de que gane siempre el Real Madrid
Hartos de que expulsen al visitante
hartos de que el doping no le salte a Nadal

Esperanzados en una estrella
que nunca da lo que promete
salvo en la camara lenta de una publicidad de Nike

3 de punta, 3 de punta
sale un volante de contención
3 de punta, 3 de punta
la manta corta es de cagón.

Enseguida me hizo acordar a la canción que hizo cuando Protugal le ganó a Holanda en octavos de final del Mundial, que decía “Acaban de pegarle un codazo a Figo / Y ni eso pudo calentar su pecho frío”, o la que hablaba de la bicicleta de Saturno. Todas tienen la virtud de ser bien gráficas a través del ingenio. Como el Bambino Veira, que para responderle al periodista si la villa de la cancha de San lorenzo era peligrosa, dijo “Sí, si, acá le robaron a Rambo”. No quiero decir con esto que Marcos vaya por la vida entubándose pendejos, sino que , por ejemplo, la frase “Esperanzados en una estrella que nunca da lo que promete salvo en la camara lenta de una publicidad de Nike” es menos picaresca pero igual de clara que las comparaciones de ¿ex? DT. Y además tiene la frescura y la espontaneidad de lo hecho en un rapto de inspiración, sin segundas tomas, gana Portugal y hace la canción, empieza un programa de radio y graba la cortina. Me gustaría algún día escribir palabras sueltas en papelitos, meterlas en una galera e ir sacando al azar para que Marcos componga en tiempo real sobre lo que salga. Me la juego a que la mayoría estarían buenísimas.


Ya casi…

marzo 2, 2007

El próximo tema viene en camino. Mientras tanto, top3 combacks en los blogs:

3- La casa es negra. Naza Chong, ex Cinequanon, se olvida de los estrenos semanalas y se dedica a comentar oscuras películas que baja de oscuros sitios de torrents y links de emule.

2- Cum cleaners. Anita, ex La Pomada, ex Caretofobia, y alguno más que se me escapa, ya no habla ni de moda, ni de su vida, ni de nada, porque deja hablar a sus personajes.

1- Dragon Lieder. Benito, ex Fuck You Tiger, lo hizo de nuevo.

Bonus- El Baile Moderno. No es precisamente un comeback porque tanto Amadeo como Darío como Quese estaban en actividad, es simplemente una re-estructuración, una re-localización que los agrupa a los 3 en un blog más dinámico.


Mujercitas terror – Pájaros Descuartizados

febrero 16, 2007

Mujercitas terror – Pájaros Descuartizados (bajar)

2007 finalmente será el año en el que vea la luz el demoradísimo debut de Mujercitas Terror, disco que fue grabado íntegramente hace como dos años, tirado al tacho por disconformidad con los resultados, y vuelto a grabar a fines del año pasado, algo que no sorprende en una banda tan maldita como esta a la que todo le sale mal, se pelean con los dueños de los estudios de grabación, con los encargados de los lugares en los que tocan en vivo, con la policía que les clausura los recitales sobre la hora, con todos los que se vengan, y no porque sean unos imbéciles o unos soberbios recalcitrantes, muy por el contrario, son gente muy amigable y de diálogo cordial si uno se acerca, de hecho son los outsiders más amables que conozco, pero son outsiders al fin y eso a mucha gente le cae malísimo.

Me acuerdo, por ejemplo, del día en que con Mari organizamos la fecha en Remember en la cuál ellos iban a tocar segundos. Procuré llegar al lugar bien temprano para ser el primero, pero para mi sorpresa el contrabajista esperaba sentado en la puerta hacía media hora, todo mojado, luego de una hora de viaje en colectivo desde no me acuerdo donde con su enorme instrumento a cuestas. O una fecha en el Marquee en la que el mismo contrabajista (para ese entonces afortunadamente ex-contrabajista de la banda, porque si seguía cargando semejante aparato a todos lados para que luego la guitarra y los gritos lo taparan por completo ese muchacho se iba a morir de frustración) vio que por alguna razón me dejaban entrar y salir libremente del lugar y me pidió que lo acompañara a dos cuadras a comprar una cerveza, que costaba la mitad que adentro y que podíamos esconder perfectamente en mi mochila. En el medio me contó que tenía una banda llamada Casa Cuna (“porque somos todos huérfanos”), que pintaba esvásticas con el nombre de su banda para llamar la atención, que no comía hace 3 días, y le pidió al dueño de la parrilla en donde compramos la cerveza que le regalara dos panes. Más tarde alguien me contó algo acerca de un supuesto pasado skinhead, con esvástica tatuada en la cabeza incluida (yo lo conocí con pelo, no podría decir si es cierto, aunque tampoco importa), y alguna otra anécdota como que quería ser fumigador para estar solo y matar bichos todo el día. Podría seguir enumerando datos de este tipo, como el intento de suicidio del baterista cortándose las venas, la pelea con el dueño del café Muy París de la calle Rodríguez Peña o el recital junto a Travesti en el Sexto Cultural de baños unisex en donde un pelado, en cuero en un día de 0 grados y con una botella de ginebra, atropellaba todo lo que se le pusiera por delante al mismo tiempo que un gigante de como 2 metros daba vueltas pateando el aire (o lo que hubiera) mientras tocaba la banda, pero si lo hago esto se va a hacer interminable y creo que ya es suficiente para que se den una idea del tipo de banda del que estamos hablando, gente que no encaja por ninguna parte, pero que no encaja en serio, nunca lo hizo y nunca lo hará, básicamente porque no les interesa en lo más mínimo.

Pájaros Descuartizados tiene todo lo que uno necesita para entender a Mujercitas Terror. Marcelo y Daniela, guitarra y bajo respectivamente, cantan todo el tema juntos, los dos gritando lo mismo, “Dejemos este pueblo donde nadie observa la belleza / No somos una especie muy aceptada, quizás bajo la tierra estaremos a salvo”, con un ritmo epiléptico que parece sacado de un western antiguo, la banda de sonido de una persecusión en carreta cada vez más veloz en donde adelante van ellos y atrás todo el pueblo con sus antorchas intentando alcanzarlos para prenderlos fuego. La voz de Daniela, la bruja, está más al frente y suena al mismo tiempo desganada y furiosa, una ambiguedad que da escalofríos como las japonesitas pálidas del j-horror, las mujercitas terror. Al contrario que en sus shows en vivo, donde el sonido no suele ser el mejor, acá los riffs de Marcelo se escuchan perfecto, confirmando lo que insinuaban, y no solo eso sino que por primera vez ¡se escucha el teclado! Uff, que salga este disco de una vez…

¡update!: Daniela leyó esto y vino a aclararme que, sí, habían grabado el disco a fines del año pasado, pero ese tampoco resultó, así que lo descartaron por segunda vez. El sábado terminaron de grabar una tercera versión, esperemos que esta vez definitiva, completamente en vivo. “¡Nos hubiéramos comprado un estudio!”, agregó. In-sólito.

+++

off topic: Hablan Por La Espalda, la genial banda uruguaya de hardcore-punk-&-roll-psicodélico en vivo en la tele de chile. Qué bien que quedan esos teclados sobre el final.


Amoeba – Astillas

enero 30, 2007

Con este post de fin de mes doy por terminado el recorrido por las seis canciones del año pasado que más me gustaron, para poder empezar, presumiblemente a mediados de Febrero, con la etapa regular de Fuerte Y Claro, la idea original, el comentario de canciones actuales de bandas locales. A partir de la próxima entrada, entonces, será todo cosecha 2007.

El orden en que subí estos seis temas no siguió ningún patrón predeterminado, la verdad es que Astillas quedó para el final por una cuestión puramente azarosa, de haberlas subido por orden alfabético hubiera sido la segunda, y estaría por el medio de haber respetado las fechas de lanzamiento, pero curiosamente coincidió con mi vuelta de las vacaciones. Si hace dos semanas decía que Amigo Piedra de El Mató a un Policía Motorizado era ideal para antes de viajar, Amoeba puede ser igual de representativo para la vuelta de la playa a la ciudad, para describir al mismo tiempo el choque contra el cemento y las ganas de seguir de vacaciones.

Cuando comenté acá Tumba Tu Tumba, el disco al cual pertenece Astillas, dije que era un disco callejero, y me sigue pareciendo una buena definición. Los Amoeba andan en skate, salen a pintar paredes, a pegar stickers, a tocar, en fin, se mueven. Se quedan en la ciudad pero se mueven. Y musicalmente esa movilidad es la que los define y la que los diferencia de otras bandas skate-punk. Me quedo con el tema más representativo y subo Astillas, que tiene los punteitos surf, los coros sing-along, el final gritón, los cambios de ritmo, el mini estribillo que dice “te regalé la luna y tres estrellas” casi separado en sílabas, que da aún más ganas de cantar, de moverse y de chocarse contra el cemento.

Amoeba – Astillas (bajar)

***

Off Topic: video de normA tocando en la calle para un público compuesto de dos nenitos y un policía enojado.


El Mató a un Policía Motorizado – Amigo Piedra

enero 16, 2007

El Mató a un Policía Motorizado – Amigo Piedra

A solo 48 horas de partir con amigos hacia las más lejanas y por mi desconocidas costas uruguayas en un viaje que durará 10 días, no podía subir otro tema que no fuera Amigo Piedra, el track 2 de Un Millón de Euros, el hit del verano, que habla, justamente, de viajes, de amigos, de lugares desconocidos, de las ganas de conocerlos, del entusiasmo juvenil por lo que vendrá, pero también de la melancolía y de los buenos recuerdos. Todo eso contenido en un estribillo que una vez que se pega no se sale con el agua, y que dice “Amigo Piedra necesito que / me ayudes con mi auto otra vez / para viajar a ese lugar nuevo”, tres partes bien definidas, cada una de ellas introduciendo un concepto distinto (amistad / nostalgia / entusiasmo) que cuando se juntan se transforman en una definición clara y contundente de lo que uno siente cuando se acercan el verano y las vacaciones.

Lo que hace más redondo aún al estribillo de Amigo Piedra es la forma en que Santiago Motorizado grabó las voces de acuerdo a esos tres conceptos: hay dos voces cantando al mismo tiempo (amistad), una de fondo, grave, apagada (nostalgia), y otra bien arriba, forzada, queriendo llegar a lugares imposibles (entusiasmo). Y lo mejor de todo es que aún siendo imposible, ellos van igual. ¿Por qué? Porque en definitiva, lo que realmente importa es el viaje.